NUESTROS
PROTAGONISTAS

Garbanzo.

Nuestro Hummus Tradicional está elaborado con garbanzo blanco lechoso de Escacena. Esta variedad de garbanzo presenta un sabor agradable y suave, con ausencia de sabores secundarios y con una textura mantecosa y poco granulosa especial para Hummus. Su piel es especialmente suave con un comportamiento suave en el paladar.

El cultivo del garbanzo en esta zona se realiza en suelos muy profundos y altamente arcilloso y debido a la poca ondulación de los terrenos su drenaje es bajo, reteniendo la humedad y aportando alta riqueza en bases.

En Shukran mantenemos una relación especial con la cooperativa de agricultores Campo de Tejada. Para nuestra receta de Hummus Tradicional utilizamos su variante de garbanzo blanco lechoso con Indicación de Origen Protegida (IGP). El mejor garbanzo para el mejor Hummus.

La historia del Hummus de Shukran contiene años historia y de conocimiento de miles de familias agricultoras de esta zona de producción que han aprendido a lo largo de los años a elaborar un garbanzo de enorme calidad.

Para nosotros es un privilegio poder trabajar a diario con las familias de Campo de Tejada. Aquí os dejamos más información de los fabricantes de nuestro garbanzo.

Aceite.

Nuestro otro gran protagonista es el Aceite de Oliva. Para la elaboración de nuestro Hummus tradicional decidimos utilizar un aceite de oliva virgen extra suave 100% origen Jaén. La elección del aceite es clave a la hora de dotar al producto de un sabor específico y equilibrado. Un uso siempre al servicio del garbanzo y la tahina, ligándolos y extrayendo lo máximo de las bondades de cada uno.

En el proceso de desarrollo de nuestra receta de Hummus Tradicional tuvimos la suerte de conocer a la Familia González Hidalgo. Sentimos desde un inicio que habíamos encontrado lo que buscábamos. Una empresa centenaria que entendió desde el principio las necesidades del hummus.

Su Aceite de Oliva Virgen Extra de Guadalimar que utilizamos para nuestro Hummus Tradicional es una mezcla de Picual y Arbequina con acidez de 0,4.

El aceite de Guadalimar es el resultado del trabajo de más de 100 años de historia familiar. Una parte importante de sus campos están situados en la comarca de El Condado, una ubicación con pasado árabe en el que muy probablemente el Hummus estaría empezando a ser lo que hoy es.